Select Page

Es el destinado a garantizar la fiabilidad de equipos en funcionamiento antes de que pueda producirse una falla, avería por deterioro o pérdida de rendimiento.

imagen-mantenimiento-estandar-300x300

Este tipo de mantenimiento es normalmente no es realizado por los poseedores de equipos de aire acondicionado, ya que son vistos como un “gasto” siendo que son una inversión para evitar futuras erogaciones de dinero al producirse una rotura.
Estas tareas normalmente no son visibles por el usuario final y parecen que nada se esta realizando cuando una empresa contrata un Servicio de Mantenimiento Preventivo.
Por supuesto que esto no evita fallas y problemas en las instalaciones de Aire Acondicionado pero si reduce drásticamente la posibilidad que se produzcan.

Tareas tan simples como una adecuada limpieza de filtros del evaporador implica:
1. Menor gasto de energía eléctrica.
2. Mayor ventilación y renovación de aire.
3. Mejor temperatura de confort.
4. Menor posibilidad de contaminación del aire con virus, bacterias y microbios que producen enfermedades.
5. Menor posibilidad de congelamiento de serpentina y salida se servicio de la instalación.
6. Menor posibilidad de obstrucción de desagües de condensado.
7. Menor suciedad en rejas, difusores y paredes.
Entre otras mas graves que pueden ser:
8. Rotura de compresor.
9. Obstrucción de serpentina evaporativa.
10. Desgaste prematuro en bujes y rodamientos de ventiladores.

Como se puede ver una tarea tan simple puede generarnos desde enfermedades a los habitantes del lugar, hasta altos gastos de Mantenimiento Correctivo.


Algunas de las tareas programadas son: 
(esto depende del tipo de instalación)

Revisiones mensuales:
Revisión y limpieza de filtros de aire.
Limpieza drenaje del circuito de evacuación de condensados, y desagüe.
Comprobación de estanquidad de refrigerante en tuberías.
Comprobación de estanquidad de aceites de compresores y motores.
Revisión y limpieza de filtros de agua.
Revisión de elementos de seguridad,
Ajuste de contactos eléctricos de fuerza y control.
Limpieza y ajuste de placa electrónica.
Ajuste de elementos móviles, revisión de vibraciones en ventiladores o bombas.
Revisión del estado del aislamiento térmico.
Revisión del sistema de control automático, y mando a distancia, cambio de baterías en caso necesario.

Revisiones anuales:
Limpieza intercambiador interno ( evaporador) .
Limpieza intercambiador externo ( condensador).
Temperatura de entrada y salida de refrigerante en el evaporador.
Temperatura de entrada y salida de refrigerante en el condensador.
Temperatura de entrada y salida del aire en el evaporador, salto térmico.
Temperatura de entrada y salida del aire en el condensador, salto térmico.
Presión de entrada y salida, caída de presión de refrigerante en el evaporador.
Presión de entrada y salida, caída de presión de refrigerante en el condensador.
Potencia eléctrica absorbida por motores de ventiladores y compresores.
Voltaje eléctrico de suministro, caídas de voltaje con el equipo en carga.
Revisión general del estado de corrosión del equipo, pintura en caso necesario.
Limpieza y revisión de sistema de distribución de Aire.

CONCLUSIONES
La no realización de un adecuado Mantenimiento Preventivo, mas temprano que tarde, solo no generará un mayor gasto en el uso de una instalación de Aire Acondicionado.
En la situación actual donde se está haciendo casi imposible conseguir repuestos es importante extender su vida útil al máximo posible, ya que una salida de servicio de algún elemento puede dejar sin Aire Acondicionado por periodos de tiempo muy prolongados, hasta el punto de tener que cambiar la totalidad del equipamiento.